3 consejos para el bienestar de mamá


Nos enseñan desde niñas que ser madre es sacrificado, que siempre tenemos que poner a los demás por delante de nosotros -sobre todo a nuestros hijos, lógicamente- y no digo lo contrario, sólo quiero recordarte hoy la importancia de estar bien nosotras también...

...De nutrirnos, de recargarnos, de estar plenas.

Porque un ser que no está lleno, que ha llegado al límite de su comodidad física, de sus recursos emocionales, de su bienestar general, es un ser que tiene poco que dar, que tal vez igualmente lo haga, pero le será muchísimo más duro lograrlo…

No me malinterpretes, no hablo de descuidar a tus hijos, sino de buscar un momento también para ti, para tu cuerpo, tu mente, tu pareja, si la tienes. No tiene por qué ser un momento sin tus hijos per se, pero sí un momento dedicado expresamente a recargar las pilas.

Por algo en los aviones lo primero que nos dicen (después de "abróchese el cinturón") es que en caso de emergencia, SIEMPRE te pongas tú la máscara de oxígeno primero. En este caso nos sirve de ejemplo perfecto porque lo que nos dictan el instinto maternal y el amor y las ganas de proteger a nuestros hijos es ponerles a ellos la máscara primero.

¿Pero qué pasa si mientras sacas las máscaras y se la pasas por encima de la cara a tu pequeño, te descompensas tú? ¿Entonces quién se hace cargo de tu pequeño? 

De ahí que tiene sentido ponerte la máscara tú primero...

...aprender a cuidarte, tener aunque sea el mínimo necesario para funcionar bien y poder poner la máscara a tus hijos si te toca.

Así que ahí van tres consejos para tu bienestar, como mamá:


  • Retoma un hobby, aparta un ratito para tu placer cada día, o al menos una vez por semana. (Ahora estarás pensando: "ajá, tiene sentido, pero es que no tengo tiempo". Si es así, lee esto).
  • Mantente en contacto con amigos. Ya sé que con el ajetreo del día a día puede dar pereza salir, pero luego de unos abrazos y unas risas, te sentirás muchísimo mejor, más tú, más nutrida y con fuerzas para enfrentar tu día a día.
  • Mima tu cuerpo. No se trata de gastar una fortuna en un spa en Las Bahamas (aunque esto estaría genial, ¿no?), sino de mantener tu cuerpo, -que al fin y al cabo es tu vehículo- bien cuidado. Disfruta de un baño caliente, date un masaje con calma antes de irte a dormir, píntate las uñas, lo que te haga sentir radiante.

Simplemente hay que ser creativos y recordar que para nutrir, tenemos que darnos gustos también nosotras mismas -y saber pedir ayuda cuando la necesitamos.

Si te han gustado estos consejos, te va a encantar mi Tutorial sobre Organización para Mamás que ya ha ayudado a miles de madres alrededor del mundo. Haz click aquí para verlo gratuitamente -y para recibir de regalo un ejemplar de mi aclamada Agenda Amor Maternal.

Déjame un comentario en Facebook contándonos una acción concreta que vas a tomar para cuidarte tú, y comparte este artículo con una amiga que pueda beneficiarse de estos consejos.

Si necesitas una herramienta efectiva, práctica y fácil de usar que te ayude con esta área, echa un vistazo a mi aclamada Agenda Amor Maternal. Tengo algunos ejemplares para regalar, sólo tienes que cubrir los gastos de envío para hacértela llegar a casa. Tienes toda la info haciendo click en el siguiente botón :)



 
© Louma Sader ı BlogDesign.es ı Texto Legal ı Ayuda